Connect with us

Comunales

Vicuñense plantea ideas para el progreso del Valle: Serán plasmadas en un libro que se entregará a los Constituyentes

Publicado

el

Carlos Covarrubias Carmona (85), elquino nacido en Diaguitas y residente en la actualidad en Vicuña, ocupó varios cargos durante su vida, entre ellos el de subjefe zonal comercial de la Corporación de Reforma Agraria durante tres gobiernos en las Regiones Atacama y Coquimbo, que le han permitido tener una visión distinta y más amplia acerca de la historia y el desarrollo del país, de la región y del Valle de Elqui. Muchas de sus ideas las plasmará en un libro que pretende entregar a los Constituyentes y autoridades de la región a fin de que algunas de esas ideas puedan ser tomadas en cuenta para el desarrollo del país en los próximos años. Incluso algunas de ellas ya han sido también formuladas por ciertos Constituyentes.

Respecto al Valle de Elqui, Carlos Carmona plantea una serie de iniciativas, especialmente en cuanto al medio ambiente. Por ejemplo, unir el Valle de Elqui con el Valle de Río Hurtado, a través de una carretera como corresponde; construir un tranque en el Estero Derecho (Pisco Elqui) y otro en la Quebrada de Paihuano, para beneficio de los comuneros de esos ríos; expropiar los humedales de los sectores El Tambo y El Molle; reforestar todas las quebradas con arbustos que retengan el agua, usando especies que cumplan esa labor, como la Turba natural del sur de Chile; construir una carretera doble vía hasta el Paso Agua Negra, sin peaje; y construir un camino que bordee el Río Claro, desde Rivadavia hacia el interior del valle, el cual en la actualidad sólo llega hasta Tres Cruces.

También sugiere que debido a que las aguas del Estero de la Quebrada de Paihuano, ya no pueden abastecer a los huertos de Paihuano, se debiera extraer agua del Río Claro, desde el sector Chañar Blanco, para que sobreviva la riqueza frutal de los huertos paihuaninos. En cuanto a los Baños del Toro, cree que se debe recuperar esos baños termales para el uso público y para ellos Bienes Nacionales debe expropiarlos y entregarlos a la Municipalidad de Vicuña, para ser administrados. “En una planicie cercana se podría proyecta una Aldea Andina, similar a las Termas del Flaco, para fines residenciales con retén, posta, lugares de entretenciones y de culto, etc”, agrega.

Acerca del medio ambiente, piensa que es urgente y necesario desarrollar un plan intensivo de forestación y reforestación con distintas especies a fin de detener el avance del desierto. “Aparte de las especies autóctonas chilenas, como el Quillay, se podría usar una nueva especie de Plátano Oriental, que no tiene pólen el cual causa las reacciones alérgicas. Este árbol es alto, de gran follaje, da mucha sombra, alberga a las aves, no levanta veredas y es de gran belleza. Todas las especies deberían plantarse en todas las localidades del Valle de Elqui, en las plazas, caminos y al costado de la Ruta Internacional. Además, por ley debería erradicarse de las ciudades y en la expansión urbana el eucaliptus y el pino insigne ya que consumen 40 litros de agua al día que obtienen de los alcantarillados y fuentes naturales. No entregan ni una gota de agua a los riachuelos. Se debe también expropiar todos esos bosques de las plantaciones industriales cercanas a ríos, riachuelos, esteros, napas, vegas y humedales y a cambio plantar árboles y arbustos nativos que entreguen agua a las fuentes existentes”, explica.

El libre acceso a la naturaleza por parte de todos los ciudadanos, es un tema que le preocupa bastante: “Creo que es muy necesario que el Estado garantice el real acceso de todos los ciudadanos a las montañas, cerros, llanuras, lagos, lagunas, ríos, embalses y humedales. Es inaceptable que aún se prohíba el libre acceso a esos lugares de la naturaleza que les pertenece a todos los chilenos y chilenas. Por tanto, se debe terminar con la construcción de cierres en esos sitios naturales a fin de que los ciudadanos y ciudadanas puedan disfrutar en forma libre de la naturaleza, sea para esparcimiento o práctica de actividad física o deportiva. Paralelamente, hay que reforzar las leyes para proteger nuestro Patrimonio Natural”, sostiene.

Referente el agua, recurso bastante escaso en nuestra zona, Carlos Covarrubias expresa: “Es natural que el Estado sea dueño de todas las aguas del territorio nacional. En el caso de la agricultura, la minería y las industrias que sean respetados los derechos de aprovechamiento de ellas, inscritos en el respectivo Conservador de Agua. Las ventas de acciones de agua deben ser aprobadas por el respectivo organismo del Estado. Todas las aguas emanadas de los tratamientos de aguas servidas de los alcantarillados deben ser del Estado, como también las aguas de los ríos que desembocan en el mar y los glaciares externos (superficiales) e internos (bajo tierra) del país”.

En relación al lapizlázuli, sugiere que se debe diseñar un plan para masificar y fortalecer la explotación y artesanía de esta piedra semipreciosa para que sólo se trabaje en las comunas de Ovalle y Monte Patria; y por otro lado, la combarbalita que se trabaja en Combarbalá. “Ambas hay que proyectarlas para una exportación que reporte ingresos para los pequeños artesanos porque hay tantas ideas innovadoras en los jóvenes y adultos talentosos que deben ser apoyados por el Estado”, indica.

Por otra parte, respecto de los emprendimientos personales, declara: “Existe un gran humillación para los emprendendores de empresas que desean ejecutar sus proyectos porque los organismos del Estado, encargados de apoyarlos, tardan hasta 3 años en aprobar la instalación de una empresa y a veces son más de 50 los requisitos exigidos, tramitándolos años tras año y sin orientación. Esto es un desastre para el desarrollo del país y debe cambiarse a la brevedad mediante leyes y normas más flexibles y menos engorrosas y con personal técnico”.

Finalmente, sobre las famosas parcelas de agrado manifiesta que por ley debe impedirse la parcelación de predios agrícolas para parcelas de agrado las que no producen nada para el mercado agrícola. “En la Isla Grande de Chiloé, la situación es catastrófica por este motivo”, subraya.

Carlos Covarrubias Carmona, chileno, demócrata, elquino de la Comunas de Vicuña y Paihuano, nació el 2 de septiembre de 1936 en el pueblo de Diaguitas, cuatro hijos, ocho nietos. Estudió la educación primaria en la Escuela de Hombres No.1 de Vicuña; la educación secundaria en el Liceo de Hombres de La Serena; y la educación superior en la Universidad del Norte, sede Coquimbo, la carrera Técnico en Desarrollo Rural.

Fue presidente del Comité Campesino de Paihuano Ltda; ex socio de la Cooperativa CAPEL, secretario del Club Deportivo San Isidro, inspector comercial en la Vega Central de la Cooperativa Agrícola Elqui Limitada, jefe comercial de INPROA con sede en La Serena (asesoría a los asentamientos de la Reforma Agraria), subjefe zonal comercial de la Corporación de Reforma Agraria durante tres gobiernos en las Regiones Atacama y Coquimbo, gerente de la Cooperativa Multirrecop Altovalsol Ltda, compuesta por 52 asentamientos de la Reforma Agraria; corredor de propiedades durante 30 años en Santiago, llegando a ocupar el cargo de vicepresidente nacional de COPROCH AG. Actualmente reside en la ciudad de Vicuña, desde el año 2015.

Seguir leyendo
Comentarios

Lo más leído